El Padre ÁNGEL ANDRÉS GONZALEZ ,Un Pastor confundido.

 Pero Padre ,   lo que usted debe solicitar , a mi modesto entender, es la libertad de culto, conciencia y opinión para sus feligreses y no recomendar  , ni siquiera a titulo personal, y mucho menos desde el púlpito, como deben vestir los asistentes a la misa

Por cierto, esta es una vestimenta que ha demostrado con creces la valencia y la dignidad de quien la lleva, que nunca debe ser motivo para despertar los bajos instintos de los represores

Es esta violencia la que usted Padre, debería  denunciar antes que recomendar a las indefensas mujeres si deben vestir de blanco, morado o carmesí.

Usted dice en su escrito “no conocer lo que ocurrió en el parque  a la salida de si Iglesia”  Pero su desconocimiento no le exime de expresar su rechazo de los violentos exaltados contra quien viste de blanco, mujeres todas ellas indefensas e inocentes.

En cuanto a contrastar noticias, quienes publicamos cada domingo las golpizas y el trato degradante contra estas mujeres, contrastamos fehacientemente  cada golpe, cada detención, cada insulto, allí donde se producen que suele ser a las puertas de las iglesias en muchas ocasiones, o en las caminatas de cada domingo cuando estas mujeres se dirigen  hacia los templos a lo largo de toda la isla .

Este domingo 25 de agosto, ademas , las mujeres sintieron el dolor de su “recomendación personal “,estimado Padre Angel , porque usted, tal vez pensando en defenderlas como buen pastor, les recomendó que para rezar en su iglesia lo mejor era renunciar a sus derechos y a sus libertades , que eso es lo que representan sus vestidos blancos. O lo que igual ¡¡volver a las catacumbas¡¡

Respetado Padre Gonzalez Guillén, esperamos de su labor pastoral ayuda y defensa para las Damas de Blanco.

Cuba y sus fieles lo necesitan.

Wednesday, August 28, 2013

MI RESPUESTA AL PADRE ÁNGEL ANDRÉS GONZÁLEZ GUILLÉN

 Angélica Mora
Frankfort, AlemaniaEstimado Padre Angel Andrés González Guillén:He publicado en todos mis blogs su aclaración de lo que Ud. dice sucedió el domingo 25 de agosto en la Iglesia de Gibara.
Las informaciones que yo tuve -de varias fuentes- era que las Damas de Blanco habían sido expulsadas, cerradas las puertas del Templo y a su salida habían sido golpeadas y arrastradas por las turbas que las esperaban.
Acontecimientos similares ocurren todos los domingos en las distintas iglesias de Cuba ante el horror de los que sabemos de esta represión en el exterior y no tenemos ningún medio como proteger a estas mujeres y sus acompañantes, salvo publicar los hechos para que el mundo se entere y haya alguna acción que los detenga.
Hay un derecho inalienable para el ser humano y éste es su Libertad.
Libertad para expresarse y vestirse de blanco y para dar a conocer justamente esa expresión.
He sabido de sacerdotes que han muerto por expresar su fe.
Estas mujeres tienen ese mismo derecho. Derecho a concurrir a las iglesias y vestir de blanco, en libertad, sin ser atacadas por su pensamiento.
Padre, la protección de la Iglesia a los que luchan por su fe es algo que se necesita urgentemente en Cuba. Si Ud. inicia este movimiento, sin temor, como lo han hecho otros sacerdotes, de aceptar que las mujeres concurran vestidas de blanco y luego las acompaña fuera como un acto de protección hacia ellas, no creo que las turbas se atrevan a atacarlo y habría dado el primer paso hacia un diálogo verdadero entre las partes.
Le agradezco su aclaración, estoy a la orden suya  y espero su ayuda en los futuros domingos.Atentamente
Angélica Mora

EL SACERDOTE ÁNGEL ANDRÉS GONZÁLEZ GUILLÉN CONTESTA

 

Respuesta del sacerdote Ángel Andrés González Guillén, de la iglesía de Gibara, Holguín

Ángel Andrés González Guillén
Sacerdote
 Recientemente, han sido publicadas en diversos sitios digitales algunas informaciones acerca de las Damas de Blanco y su participación en las celebraciones de la comunidad católica de Gibara.

Al ver que los autores de las mismas no han verificado las fuentes de su información y, por tanto, han publicado una información totalmente falsa, que daña a mi persona, a la comunidad cristiana y hasta a las personas de buena voluntad que pueden estar implicadas en este asunto, me veo en la obligación de hacer algunas aclaraciones:

No es cierto que las Damas de Blanco hayan sido expulsadas del templo de Gibara el pasado domingo 25 de agosto.
No es cierto que yo les haya prohibido venir a la Iglesia vestidas de blanco, ni de algún otro modo.
No es cierto que les haya empujado y sacado de la iglesia una a una, ni en grupo, ni que les haya cerrado las puertas.
A ellas se les ha acogido en la iglesia como a todas las demás personas desde que comenzaron a venir.
Se les ha protegido, en diálogo con las autoridades correspondientes, su derecho a participar de las actividades religiosas, sin mezclar estas con sus ideas políticas.
Dentro de la predicación litúrgica, y una vez hecho un llamamiento a la paz, invité a los intolerantes a respetar el derecho de todos los hijos de Dios a visitar la Iglesia y a ellas les solicité como una idea personal, no venir vestidas de blanco a la misa, para evitar la crispación que esto ha causado y para que no sean respondidas con violencia.
Dicha petición fue a título personal, así lo expresé, y nunca fue puesto como condición para que volvieran a la iglesia.
Ellas se marcharon de la iglesia como lo hacen siempre, y nadie les interfirió, al menos hasta que salieron al parque. Después no tengo conocimiento de lo que haya podido suceder.

Invito a quienes crearon esta información falsa y manipuladora, a hacer las rectificaciones correspondientes, y a quienes la publicaron, a hacer lo mismo. Una vez más debemos recordar que el verdadero periodista verifica las fuentes de su información. De lo contrario pueden hacer mucho daño.
Ángel Andrés González Guillén.
Gibara, 27 de agosto de 2013

LAS NEGRITAS SON MIAS

Compartir

El Padre ÁNGEL ANDRÉS GONZALEZ ,Un Pastor confundido.

Debate

2 Respuestas

  1. manolo pozo dice

    qué difícil es desmentir y aprobar…Estamos tan lejos de la relidad que nos ponemos nosotros mismos en dudas, es preferable antes de hacer una acusación inexacta. Las dos cartas son creibles, y las respeto. Personalmente acuso desconfianza de lo que ha sido la jerarquía de la iglesia católica en Cuba,y sobre todo del “máximo líder”, Cardenal Ortega, pero eso no abarca a quienes tienen a Dios presente no obstante las circunstancias que impone el régimen. Quiero y me esfuerzo en creer una vez más en la palabra de un Padre Católico, esta vez en la del sacerdote Angel Andrés. Y gracias por su repuesta.

  2. Podra tener razón el socerdote, en cuanto a que se haya dicho o publicado algo que no sea cierto, pero lo que si es bien dudoso es que no se haya enterado de lo sucedido unas cuadras despues de que las Damas de Blanco salieran de la Iglesia, cuando todos desde el exterior sabemos que sucedió. Esto pone en dudas las buenas intensiones del Padre Angel Andres.

    Atte. Pedro Antonio

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *