LOS ESPÍAS Y SU COMANDANTE

Mi gratitud a Manolo Pozo al que conozco desde los años 90, cuando recién liberado de las cárceles de Castro ,colaboró con Asopazco en tantas “batallas” libradas por los derechos humanos y las libertades de todos los cubanos, desde nuestra sede en  Madrid.

Manolo, amigo fiel en los años y en la distancia, me manda este articulo para el Blog que con todo cariño publico.


Por: Manolo Pozo

La causa de los Espías cubanos de la Red Avispa cada vez es más escándalosa, precisamente porque ese pandemónium es la estrategia que plantea el régimen de La Habana para menoscabar las sentencias que cumplen cada uno de los cinco agentes inculpados.
La connotación del caso implica retórica revolucionaria, acusaciones contra la mafia del exilio cubano y ataques contra el gobierno americano, cualquiera que sea su presidente; en fin, panfletos utilizados constantemente por los antiimperialistas de la izquierda internacional y promovido oportunamente en estos días por los déspotas del militarismo cubano.

El bloqueo y los espías…Los espías y el bloqueo, que ni tan siquiera es un ligero embargo uno y torpes embaucados espías lo otro, algo que nos debe confirmar a todos, lo reincidentemente culpables que son estos cinco atrapados del grupo de 40 agentes que desde hace mucho tiempo hacían y deshacían en su guerra contra Estados Unidos, dañando a todo su pueblo, dejando sin razón la historia de sus excusas cuando repiten que se trataba de misiones en “defensa de la revolución, destinadas a infiltrar a los extremistas de Miami contra Fidel Castro y su Gobierno”.

Mientras más conozco de esta red descarada y muy lamentable cuando involucra a 4 víctimas que hoy estuvieran con sus familiares como hasta el momento del crimen, resueltamente ratifico sus condenas aunque por otro lado considero que ha sido mucho más intensa la campaña cubana, comunista y antiamericana por la libertad de los cinco, que la difusión oficial e informativa de los archivos del caso que pudieran opacar las dudas mal intencionadas y traer contundencia sobre la conspiración del gobierno castrista contra intereses civiles, comerciales y militares de esta nación; relatados en las conclusiones del juicio, certificado por los especialistas del FBI y confesado por el resto e los agentes espías que cooperaron ampliamente en la investigación.

De ahí que que vivan libres con protección federal en algún sitio de este país. Así son los valientes soldados de la revolución de Fidel Castro: De más de 40 agentes castristas implicados en esta operación y juzgados por un tribunal de La Florida, sólo 5 fueron sentenciados por sus convicciones y valores revolucionarios. Pensemos entonces que anda decaída la lealtad, exiguo el carácter ideológico y muy flojos los cinturones de los combatientes de aquel sistema.
Por otro lado, tras condenar infinitamente el crimen de los 4 excelentes cubanos en su labor de rescate, infiero que unicamente por ese perverso asesinato actuó la justicia americana. Por lo que leo y sé habían suficientes argumentos y pruebas firmes para detener a la mayor parte de la red de agentes castristas que por largo tiempo actuaban dentro del territorio americano. El detonante y el arresto del grupo hostil fue un operativo muy demorado cuando pensamos en los hombres fulminados en el espacio aéreo. No sabemos las razones de la espera federal y del gobierno para desmantelar la red; pienso que tendrá que ver con los motivos de la guerra secreta que en esta ocasión cobró insustituibles y ejemplares vidas.

En esta maniobra ordenada y planificada desde los cuarteles de La Habana hay otro pormenor interesante que recuerda otros hechos relacionados con misiones llevadas por “héroes de Fidel”. ¿Tuvo tiempo el gobierno cubano de apresurar el regreso de la Red Avispa a la Isla y así evitar las detenciones? Considero que sí. Por la acumulación de información publicada que nos informan de operaciones insolentes y de sumo riesgo desplegada por los agentes avispas, considero que la inteligencia cubana pudo haber ordenado el retiro de sus espías y la suspensión de dicha misión. Pero no, siguieron con ella porque el derrumbe de las naves y todo lo que está pasando con el encarcelamiento de los “cinco héroes” fue siempre parte objetiva de aquel ejercicio intrigante del Castro vivo de mediado de los noventas.

Él, su comandante los metió en este nuevo fracaso que finalmente ha demostrado su gancho político. No hubo nunca un saldo positivo producto de esta operación de más de 40 espías infiltrados en grupos del exilio que trabajan abiertamente y sin mucha selectividad. La única trascendental consecuencia fue el derribo de las naves de Hermanos al Rescate y la campaña montada internacionalmente para atacar y condenar a este país desde diferentes tribunas. Al gobierno de Cuba lo que menos le interesa son “sus hijos”. Si mañana liberan a los espías que quedan en prisión se les acaba esta parte de show.
Fidel Castro empeñó su palabra revolucionaria, se comprometió en liberarlos hace años. Repitió y alardeó que no iba a descansar “hasta que los hijos de Cuba, presos en cárceles del imperialismo, vuelvan a la patria”. Y una vez más deja a sus soldados abandonados. Así sucedió con los guerrilleros de Bolivia y su simbólico gatillero Che Guevara. Se repite lo del África donde aún no se sabe la cifra de caídos en aquella inconcebible invasión de jóvenes e inexpertos militares cubanos que sólo dejó muertes y fracasos.
Lo que pasó con estos héroes sacrificados puede ser desazón para los discípulos e incondicionales del gobierno Castro comunista.

Al comandante se le acabó su tiempo. Y los espías seguirán en prisión.

EX- PRESO POLITICO>MANOLO POZO: 21215 SW 85th AVE. #320  MIAMI,FL 33189 / cel:(562) 392-5034  h:(786) 392-5034. pozosegundo@hotmail.com

Compartir

LOS ESPÍAS Y SU COMANDANTE

Debate

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *